domingo, 31 de marzo de 2013

Acto Solemne Hijo Predilecto












Tal como estaba previsto celebramos el acto solemne, con la asistencia  de muchos vecinos que llenaron la escuela y algunos se tuvieron que quedar en la calle.
Fue un Acto Solemne muy emotivo.
Os transcribo el discurso que le preparé:

ACTO SOLEMNE, HIJO PREDILECTO


        
         Hoy es un día memorable  en la historia de nuestro Ayuntamiento.

En este momento damos inicio a este breve pero solemne Acto del nombramiento de D. Antonio López Alonso como Hijo Predilecto de nuestro Ayuntamiento.

Y lo primero es agradecer que haya aceptado el nombramiento de este título honorífico.

Agradeceros a todos vuestra presencia, que en algún caso ha supuesto un esfuerzo, y el apoyo que habéis mostrado en cada momento para poder llevar a cabo este singular acontecimiento.

Para mí es un privilegio y un honor poder compartir y disfrutar del otorgamiento de esta distinción tan importante a uno de nuestros vecinos.

Todos conocéis el proceso que hemos seguido: primero se planteó la propuesta en un Concejo abierto, en el mes de Agosto. El asentimiento fue total.
Después elevamos la propuesta al Pleno Municipal y se aprobó por unanimidad de todos los Concejales.
Aprovechando el 30 aniversario de la representación del Teatro, hicimos pública esa propuesta, que fue aceptada por aclamación de todos los presentes. 
Se aprobó definitivamente en sesión Plenaria y en el mes de diciembre se publicó en el BOP.
Podemos afirmar pues que esta distinción es otorgada con la participación de todo el pueblo.

Tal como establece el Reglamento que tenemos vigente, hoy se culmina celebrando este Acto Solemne.

Hablaros a vosotros de Antonio López es tremendamente fácil porque todos lo conocéis tan bien o mejor que yo. Puedo aseguraros que en la medida que hemos ido desarrollando el procedimiento para mí se me ha hecho más difícil pues me he ido dando cuenta que esto es muy poco para lo que él se merece.

En estos días que hemos colocado la convocatoria por los tablones de anuncios de los pueblos más cercanos, yo iba recordando las veces que, año tras año, dedicando su tiempo de vacaciones, él con su coche, su megafonía y alguien que le acompañara iba anunciando la representación del Teatro del Pueblo de Trefacio.

Lo he imaginado en su casa escogiendo la obra de Teatro que mejor se adaptara a las posibilidades y a los gustos de nuestra gente. Hacer los arreglos necesarios de  esa obra ajustándola a las circunstancias personales de nuestros actores. Ensayar a doble turno, dedicando todo su tiempo su energía y su cariño. Y dirigiendo, ante todos nosotros, en condiciones difíciles, haciendo cada vez más grande, más importante cada representación. Y así, durante 30 años, de forma consecutiva.

Todos los sanabreses y fuera de nuestra comarca saben que en Trefacio todos los veranos hay una obra de teatro y que hay un médico que la dirige.
Todos saben que ese médico no es un médico cualquiera porque muchos han llamado a su puerta, aquí o en Madrid y esa puerta se ha abierto para atenderle, para asesorarle o incluso para operarle.
Todos saben que dentro de esa bata blanca hay un corazón sanabrés dispuesto a resolver un problema.
Y todos hemos acudido a ese corazón.

Y por eso, a mí me parece que lo que estamos haciendo hoy es muy poco para lo que se merece nuestro Antonio.

Por eso, aprovechando la remodelación que nos planteamos hacer en los próximos meses de la denominación y numeración de todas las calles de nuestro Ayuntamiento, me atrevo a proponer que una de esas calles, plazas o lugares que no tienen nombre, se denomine Antonio López Alonso.
Celebraremos un Concejo abierto con una propuesta concreta y estoy seguro que alcanzaremos un acuerdo al respecto.

Querido Antonio, es hora de que tu pueblo, tus amigos, te rindamos el homenaje que tú te has ganado durante tu vida ejemplar.

Muchas gracias.





Antonio contestó con unas palabras cargadas de emoción y agradecimiento que calaron profundamente entre todos los presentes arrancando un caluroso aplauso de complicidad.
De verdad, fue muy bonito.










No hay comentarios:

Publicar un comentario